Glass Buildings

BLOG

¡No se asuste! Esto es lo que los inversores deben saber sobre el mercado de acciones

Por: Eddy Silvera


¿Se recuperara el mercado de valores de renta variable en el 2022?


El índice S&P 500, un barómetro de las acciones estadounidenses ampliamente citado, tocó territorio de “corrección” por primera vez desde la turbulencia del mercado provocada por la pandemia en marzo de 2020.



Las acciones estadounidenses han recibido una paliza en enero. El índice S&P 500 se sumergió en territorio de “corrección” el lunes por primera vez desde marzo de 2020. Los principales factores: La inflación, el endurecimiento de la política del banco central y las tasas de infección por covid-19. El índice de referencia cayó un 10% o más desde su máximo reciente a principios de enero, antes de un repunte al final del día. Los inversores a largo plazo probablemente deberían mantener el rumbo, mientras que aquellos que necesitan su dinero a corto plazo y tienen temas de liquidez pueden enfrentarse a una decisión difícil.


Las acciones han recibido una baja muy fuerte en enero. El índice S&P 500, un barómetro de las acciones estadounidenses ampliamente citado, tocó territorio de “corrección” por primera vez desde la turbulencia del mercado provocada por la pandemia en marzo de 2020.



Se aplica una “corrección” cuando las acciones caen un 10% o más desde un máximo reciente., En un día agitado de negociación el lunes de la semana pasada, el índice bursátil S&P 500, una canasta de las empresas que cotizan en bolsa más grandes del país, sufrió grandes pérdidas. En un momento, bajó más del 10% desde su punto más alto el 3 de enero. El índice obtuvo una ligera ganancia después de un repunte al final del día, pero nuevamente se tambaleaba en una corrección a primera hora de la tarde, hora de Nueva York, el martes 25 de enero.


Pero los inversores no deben entrar en pánico: los altibajos son una característica habitual de las acciones, según los expertos financieros. Los inversores que venden como una reacción visceral a la carnicería a menudo se perjudican financieramente a largo plazo.

El S&P 500 ha experimentado una corrección en 21 de los últimos 41 años. Sin embargo, las acciones estadounidenses arrojaron un rendimiento anual positivo en dos de cada tres años en los que se produjo una corrección. Eso sugiere que mantener la inversión a largo plazo vale la pena, aunque los datos sugieren que los inversores a menudo venden durante las caídas y pierden esas recuperaciones. La volatilidad es una característica clave de las acciones, un riesgo que generalmente recompensa a los inversores a largo plazo.


De hecho, puede ser una buena oportunidad para comprar más acciones, para los inversionistas que tienen los medios, ya que las acciones se venden con un descuento de los altos precios recientes. La dinámica de caída de las acciones también puede significar que las carteras de los inversores se reequilibran automáticamente a su ponderación objetivo de acciones frente a bonos, luego de un año de elevados rendimientos bursátiles en 2021.


Pasar por alto grandes cambios positivos en las acciones, que a menudo ocurren a los pocos días de la caída inicial, puede tener un impacto significativo en los rendimientos de uno.



Por ejemplo, una inversión de $ 10,000 en el S&P 500 habría arrojado un rendimiento anual promedio de aproximadamente 9.2% desde diciembre de 2001 hasta diciembre de 2021. Pero ese rendimiento se redujo casi a la mitad (alrededor del 5%) para los inversores que vendieron y se perdieron los 10 mejores días durante ese período; fue casi 0% para aquellos que se perdieron los 30 mejores días.


Desde 1945, los inversores han tardado cuatro meses, en promedio, en recuperarse de un retroceso del 10% al 20% en el S&P 500.La recuperación de una caída del 20% al 40%, una ocurrencia mucho más rara, tomó 14 meses. Las caídas del 40% o más, que han ocurrido solo tres veces, han tomado 58 meses.


El problema es que es imposible saber cuánto durará el dolor y qué tan profundo será cuando los inversores están en apuros. El horizonte temporal y el motivo de los fondos invertidos son consideraciones clave para que los inversores evalúen qué hacer.

Lo más importante en esta situación es saber cuál es su plan financiero que le dice qué hace. Si tienes cinco años o más, puedes estar en el mercado de valores, realmente no tienes problema con lo que sucede día a día o semana a semana. Sin embargo, algunos inversionistas pueden invertir en acciones para necesidades más inmediatas, como financiar la educación universitaria de un niño o comprar una casa dentro de unos meses.


Las acciones generalmente no son el lugar ideal para dichos fondos a corto plazo debido a su riesgo. Dichos inversionistas pueden tener que tomar una decisión difícil: mantener esos fondos en el mercado si el mercado se recupera, o arriesgarse a incurrir en más pérdidas a corto plazo.


Un consejo importante: diversifique su portafolio. Lo ideal seria tener una cartera mixta de inversiones entre el mercado de acciones, renta fija, depósitos bancarios, bienes raíces, inversiones alternativas e inclusive en menor proporción en criptomonedas.




Para mayor información favor comunicarse con mi persona al email: eddysilvera@gmail.com o mi WhatsApp: +507 66741344